Viajes de Santa Marae de los desamparados

Viajes de Santa Marae de los desamparados

Vuelvo a (esto no es) Yugoslavia con una historia de las mías. Uno de esos viajes donde, además de ir para trabajar, el destino me envía algunos extras. Para que no me aburra. De Coruña hacia Oporto Salí a las 5 de la mañana de A Coruña. A esas horas la estación está vacía, oscura, fría y tétrica. Cuando quise sacar mi billete, un cuarentón fornido se peleaba con la máquina. La muy resabiada le…

Leer Más

Robo en primera clase

Robo en primera clase

Estaba claro que era un robo. Y aún ni habíamos salido de Montparnasse. La señora, de pelo blanco, ahuecado e impecable, se agitaba en el asiento contiguo al mío. Nos separaba un estrecho pasillo que su nieto registraba con gesto adusto. – ¿Ha visto usted a alguien irse con un bolso naranja? La pregunta me sorprendió. El vagón estaba lleno, salvo por los dos asientos posteriores a los nuestros. Nadie había visto nada. Ni siquiera…

Leer Más

Desvaríos: Cosas que me dejan nublada

Desvaríos: Cosas que me dejan nublada

Lista aleatoria de desvaríos Que me den la mano y yo dé cacahuetes (verídico) Ese increíble momento en que le digo a una chica de la Comisión Europea que mi trabajo no es interesante, Maruja, es estresante. En Bilbao. Gallegas las dos. Ir de camino a París en un tren Guimarães-Porto con música de los Balcanes a todo trapo. Esto no es Yugoslavia (pero casi) Que me contradigan sobre la fecha de mi cumpleaños y cómo celebrarlo Quemar un pastel…

Leer Más

Charly 9

Charly 9

Ya os he contado que me fascina el mundo de Catalina de Médicis y toda su familia. Es una saga terrible, mucho peor que los Lannister, los Ewing y los Channing reunidos. Charles IX, transformado en Charly 9 por Jean Taulé deja de ser el loco enfurecido que nos vende la Historia para transformarse en un alma torturada por las hábiles manos de su madre Catalina. A la que, valga la redundancia, se le ha…

Leer Más

Crónica de una misión suicida

Crónica de una misión suicida

Como sé que os gusta verme (leerme) sufrir cuando me toca un viajecillo chungo, he decidido transmitiros, en diferido, la crónica de mi último Rennes- Bruselas. Fue este Enero, en medio de las tempestades de nieve que paralizaron media Europa. 9.00 En la estación de Rennes para una ida y vuelta en el día a Bruselas (unos mil doscientos kilómetros)… ¿Lo conseguiré o me quedaré por el camino? Primer tren retrasado diez minutos y avisos…

Leer Más
1 2